Antes Dudaba, ahora no se – 5.7.15 – Henry J. White

try

Tu querías una poesía,
cincelada con amor y caricia,
yo te propuse un sueño
en el lago del retiro, en su orilla.

Yo quería esa piruleta,
dulce y rebelde, como tu alma,
mas misteriosa que inquieta.

Una sonrisa es lo que obtuve
que hizo cambiar mi meta.
Ya no quiero piruleta, -dije-
mientras en un puño, tu corazón sostuve.

Volverme loco juntando
minutos y segundos.
mandar a paseo al sueño
quedarme contigo hablando.

Desvencijar del reloj sus manillas,
para no darme cuenta
que la noche se convirtió en día,
y tu misterio se hizo en mi, semilla.

Temer al destino fiero.
y a mi instinto guerrero,
saber de antemano,
que me harás mas daño, del que quiero.

Siempre he querido, ver el puzzle,
sin tener todas las piezas.
Y con ello solo ocurre,
que conviertes la nobleza en tristeza.

Y querer seguir caminando,
a pesar de la certeza
de que tu locura y belleza
me seguirán descolocando.

No habrá noche sin día,
ni versos sin rima,
ni espacio en tu cuerpo
que no besaría.

Con mis labios,
salidos de un tintero.
Y de tus sueños sabios
resurgiré puro y lisonjero


No Terminada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s